miércoles, 26 de enero de 2011

Midnight Movie

Valoración: 3/10

    Jack Messitt, ha triunfado (inexplicablemente) con esta pequeña película en varios festivales de cine fantástico y de terror…. ¿y por qué? (afortunadamente en la Semana de Cine Fantástico y de Terror de San Sebastián obtuvo una de las más bajas notas gracias al sabio público)

    “Midnight Movie” nos narra la historia de una película maldita, “Dark Beneath”, que provoca la muerte allá donde se proyecta. En el pasado se pasó en un sanatorio, donde inmediatamente se produjo una masacre y nada pareció quedar del demente que la estaba viendo. Ya en el presente un cine de barrio la repone en su pase nocturno. Allí se reúnen varias parejas, un policía y un doctor obsesionados aún por lo ocurrido en el sanatorio y por la desaparición del demente… Pronto los crímenes no ocurrirán sólo en la pantalla, sino en el cine, y los que restan en las butacas podrán disfrutar del asesinato de sus propios amigos en la pantalla entrelazados con la película original…

    Esta película pretende versionarnos “La Rosa Púrpura del Cairo”, en versión “teen” y gore... pero sus resultados son más que mediocres.

    Los personajes son puros estereotipos y de un nivel de estupidez que sólo una película americana puede bordar… los efectos especiales bien pobres y el nivel de tensión que genera la trama que roza el ridículo llevan al espectador al aburrimiento. Las incoherencias y trampas del guión genera el bostezo general y total aspecto de serie B de la cinta acaba de destrozar el conjunto, con esa pinta de lanzamiento directo a DVD y eterno olvido en las baldas de un casposo videoclub…

    Concluyendo, pues poco más se puede decir de este film del que apenas nada puede salvarse… al que incluso el “Demons” de Argento supera (aludo a esta película por su paralelismo argumental y porque a día de hoy divierte más que la que me ocupa escribiendo esta crítica). Abstenerse si no se quiere desperdiciar una hora y media de vida… o limitarla a una reunión con muchos amigos y más cervezas.
Enoch

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada