miércoles, 9 de marzo de 2011

El Baúl del Monje

Hace un tiempo, en la calle del Monasterio en Madrid, en el anticuario “El Baúl del Monje”, comenzaron a suceder varios fenómenos extraños que aún a día de hoy continúan siendo un misterio.

Esta tienda, anteriormente, había sido una casa en la cual murió un abogado a causa de un incendio.

Un día comenzaron a escucharse golpes que no provenían de ningún lugar, muebles que se arrastraban solos por el local, los llamados raps, relojes cuyas manecillas comenzaban a girar a altas velocidades sin motivo, mecedoras que se movían solas, objetos que caían al suelo, cristales que estallaban, etc.

Una de las más extrañas características de estos poltergeist: los aportes. Es decir, apariciones de objetos desde, aparentemente, ningún lado concreto, es decir, materializaciones repentinas de cuerpos sólidos, comúnmente de pequeño tamaño.
Esto se puede apreciar en la grabación hecha y emitida en el programa de Javier Sierra. Se ven trozos de cristales lanzados con mucha fuerza.

Lo más sorprendente que ocurrió en dicho lugar era lo que ocurría con un busto de un carnero. Cambiaba de lugar en la tienda y cuando los propietarios se deshacían de él, volvía al local poco tiempo después y nadie sabía como.

Un día sin explicación alguna, los fenómenos dejaron de ocurrir en 1998. Hoy en día, no se sabe que pudo haber pasado en el número 10 de la calle del Monasterio.

¿Qué pensáis vosotros que pudo ser? ¿El anterior propietario? ¿un espíritu cercano al anticuario? ¿Alguna broma?

- May - 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada