viernes, 2 de marzo de 2012

Wake Wood


Valoración: 7/10

Desde Irlanda y dirigida por David Keating , que también es co-autor del guión (junto a Brandan McCarthy, basándose en la historia de este último) llega esta película de corte clásico (no en vano está producida por la mítica y experta en terror “Hammer” tras varias décadas sin haber tomado partido por este tipo de cine) que compitió en la Semana de Cine Fantástico y de Terror de San Sebastián y satisfizo bastante a su público.

“Wake Wood” nos remite a una perdida zona rural, donde se instala un joven matrimonio tras haber sufrido la tragedia de perder a su hija tras el ataque de un perro furioso. Allí encuentran una nueva vida y nuevos trabajos en los que establecerse, él, veterinario, y ella, enfermera, intentan rehacer sus rotas existencias y superar lo acontecido, pero el recuerdo de su pequeña les persigue como una sombra. Todo se complicará cuando descubran que este recóndito lugar les ofrece la oportunidad de traer a su pequeña de entre los muertos y poder pasar tres únicos días con ella… pues nada es lo que parece, y todo tiene su precio.

Una historia sencilla contada con sencillos recursos, sin efectismos ni grandilocuencias, pero de una forma elegante que recuerda a las antiguas películas británicas de género. Todo el elenco de actores participantes pone toda la carne en el asador y ejecutan unas más que verosímiles interpretaciones que brillan por su calidad, el dolor de los padres, el misterio dibujado en cada gesto y expresión de los habitantes del pueblo, el lado oscuro brillando en los ojos de una niña venida del más allá… todo ello, junto a un efectivo guión, que sin grandes sorpresas ni brutales giros, acompaña al espectador a lo largo de esta historia inquietante, humana y plena de oscuro misterio.  No resultará un film perfecto, ni nos narra nada nuevo,  pero sí recuerda al espectador y a la industria que aún, y con poco presupuesto y poco artificio visual, se pueden contar buenas y atemporales historias (lo que a priori garantiza un buen envejecer de la cinta) de buenas maneras y, además, crear el mito de nuevos lugares malditos.

Interesante y recomendable perderse en este pueblo donde muertos y vivos se dan la mano, el sello Hammer, aunque parecía dormido, aún garantiza calidad.

-Enoch-

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada