martes, 13 de diciembre de 2011

Neds (No Educados y Delincuentes)


Valoración: 7/10

“Neds” (No educados y Delincuentes) supuso la consagración del conocido actor Peter Mullan (“Tyrannosaur”, “Harry Potter”…etc) como director alzándose, durante la 58 Edición del Festival Internacional de Cine de San Sebastián con la Concha de Oro a la mejor película así como la de plata al mejor actor para su joven protagonista, Conor McCarron.

El film nos narra la historia de John McGill, un adolescente de Glasgow, que a principios de los setenta, está a punto de comenzar su educación secundaria. Es un joven prometedor, serio, inteligente, pero al que su entorno (pobreza, alcoholismo paterno, un hermano con un largo historial de violencia…) no favorece, lo que le llevará a tomar contacto con los “Neds” que dan título a la película, un grupo callejero de “chicos malos”, dados a la violencia, el sexo, las armas… siendo fácilmente aceptado en su exclusivo y oscuro clan dada la reputación del hermano mayor. Son tiempos de decisiones, el camino recto o la conversión en un monstruo o héroe local…

La película nos sumerge, con su estética feísta y oscura, sin concesiones y con gran ritmo, en los más oscuros rincones de este barrio, en las más violentas y degradantes situaciones, no hay tregua ni sonrisa en el mundo que ahoga al protagonista. Quizás pueda criticarse de Neds lo brusco de su guión, que roza la brutalidad no sólo en lo que muestra, sino en los giros de su propia historia, mas acaso no son así los erráticos actos de los mismos protagonistas de la historia? Imprevisibles, crueles y en absoluto maniqueos?

Con todo ello, y a través de una sólida interpretación coral, no sólo de su laureado protagonista ya mencionado, si no del resto del equipo igualmente (Gregg Forrest, Joe Szula, Peter Mullan, Mhairi Anderson, Gary Milligan, John Joe Hay, Linda Cuthbert, Marianna Palka, Martin Bell, Richard Mack, David McKay, Steven Robertson, Gary Lewis, Marcus Nash, Douglas Russell…) Peter Mullan firma una historia, que si bien no es redonda del todo por su ausencia total de sutileza (y quizás excesivo metraje) sí resulta convincente y contundente, cala en el espectador y, aunque a brochazos, dibuja un drama social sólido, oscuro e interesante. Recomendable.

-Enoch-

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada