miércoles, 22 de agosto de 2012

La cabaña del Bosque (The Cabin in the Woods)


Valoración: 7/10

Drew Goddard dirige esta atípica producción a medio camino entre la comedia de humor negro y sangriento y el cine de terror.  Junto a él, en la elaboración de su espina dorsal, su fresco guión, encontramos al renombrado Joss Whedon (creador de la exitosa serie “Buffy, cazavampiros”, así como la de culto “Firefly”, y director de blockbusters como “Los vengadores”, entre otros muchos éxitos en sus múltiples proyectos) cuya intervención es más que notable en esta película.

La historia parte de un manido punto de partida, una cuadrilla de adolescentes, que forman un arquetípico grupo con los estereotipados roles individuales que van a pasar un fin de semana en una cabaña perdida en ninguna parte en lo más profundo del bosque, pero no estarán solos, alguien les observa...
Una vez allí saldrán a escena las mil veces vistas situaciones, hasta que desciendan al sótano y encuentren una serie de objetos, reliquias, que decidirán su destino y nos demostrarán que en esta “cabaña del bosque” nada ni nadie es lo que parece…

El reparto, capitaneado por Kristen Connolly (protagonista de “The Bay” de Barry Levinson),se completa con Chris Hemsworth (“Thor”) Fran Kranz, Richard Jenkins, Bradley Whitford, Anna Hutchison, Jesse Williams, Brian White, Tim De Zarn, Tom Lenk… y una amplia galería de secundarios de lujo donde resulta un placer encontrar a una sorpresiva Sigourney Weaver, a una de las actrices más queridas de la serie “Angel”, también de Joss Whedon, Amy Acker, o a una crecida Jodelle Ferland (“Tideland)… todos más que correctos en sus papeles, aunque ninguna de sus interpretaciones resultará inolvidable, el trasfondo de ninguno de los personajes tiene demasiada importancia sino el tejido de todos ellos.

A nivel técnico la película tiene una interesante calidad, sobre todo en lo que atañe a lo visual (amén de la fantástica mala leche de varios giros de guión), tanto los efectos digitales como el ingente maquillaje crean una atmósfera estupenda. Pero lo verdaderamente atractivo de este film es la innumerable cantidad de guiños, homenajes y bromas (de negrísimo humor) que encontramos en sus imágenes a otras películas del género de terror y fantasía. Esto la convierte en un vehículo de divertimento para todos aquellos devoradores de cine y el entretenimiento, sonrisa y satisfacción están garantizados. Eso sí, para ello se ve sacrificado el crescendo de terror y se apaga todo escalofrío o inquietud.

Nada es lo que parece en esta película, por ello quienes busquen terror puro en ella sufrirán la decepción y sólo aquellos que vayan abiertos a la sorpresa y dispuestos a reír mientras la pantalla se vuelve roja la disfrutarán por su frescura. Divertida e interesante para pasar un buen rato, a poder ser, entre amigos.

Enoch

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada